19 de mayo de 2024

La verdad de Oaxaca

El periódico de los oaxaqueños

Policías de San Antonio de la Cal, sin seguridad social

La explosión de un tanque de gas en San Antonio de la Cal dejó al descubierto otras carencias.

Dos de los tres policías que resultaron con quemaduras, de los seis heridos que hubo durante la explosión, tardaron más de tres horas en recibir atención médica.

La causa es común en la mayoría de los elementos municipales: no cuentan con seguro social, ni seguro médico o alguna otra forma de atender este tipo de accidentes de trabajo.

Familiares de los dos policías pidieron auxilio a través de las redes sociales y las autoridades de San Antonio de la Cal intervinieron.

Hicieron un depósito aproximado de 50 mil pesos para que pudieran recibirlos, pues en la clínica particular no le dieron la atención médica hasta que no tuvieran el respaldo económico.

Marcos Martínez, hermano de Óscar Uriel, uno de los policías quemados, dijo que el accidente ocurrió aproximadamente a las seis de la mañana.

Una ambulancia trasladó a los dos policías a la clínica particular porque ninguno tiene servicio médico en alguna institución pública. Su hermano, Uriel, tiene el 67% de quemaduras en su cuerpo, quemaduras de tercer grado por el que debe ser operado.

“Yo le pido a las autoridades que no lo dejen, así como vinieron ahorita a hacer el depósito, pero ojalá pudieran darles un seguro”.

El otro elemento tiene quemaduras en la cara y la mano. “Fueron tres los accidentados, dos con lesiones graves y el otro ya está fuera de peligro”.

Lamentó que por falta de servicio médico tuvieron que esperar hasta que el ayuntamiento respondiera.

«Ellos fueron a prestar un auxilio, no saber qué generó la chispa, pero cuando entraron explotó”. Los otros tres heridos, expuso, uno está en el IMSS y otros dos fueron recibidos en el hospital civil.