19 de mayo de 2024

La verdad de Oaxaca

El periódico de los oaxaqueños

Estudios científicos hallan decenas de virus desconocidos de “alto riesgo” para los humanos en animales salvajes que se consumen en China

Identificaron 102 especies de virus de 13 familias virales diferentes, 75 nunca habían sido descritos antes y 21 fueron considerados de “alto riesgo” para los seres humanos.

En medio de una pandemia que todavía no termina y que muchos creen que fue originada por un murciélago en un mercado china, ha surgido a la luz un nuevo estudio científico que identificó decenas de virus previamente desconocidos en animales salvajes que son parte del menú dietario de China y otros países asiáticos.

Aunque no corroboran la historia del murciélago, los científicos sí descubrieron que los virus detectados pueden tener efectos sobre los humanos, aunque ninguno está directamente relacionado con el coronavirus que desencadenó la pandemia de COVID-19.

el estudio se convierte en una carta de advertencia sobre otras amenazas virales que acechan en el reino animal y sobre las que vale la pena estar alerta.

Se sabe que los mercados de animales vivos han provocado brotes, como el síndrome respiratorio agudo severo (SARS) hace 2 décadas. Pero el estudio subraya el alcance de la amenaza, mostrando que “hay una enorme cantidad de diversidad viral sin muestrear” en los animales. Así lo explica el biólogo evolutivo de la Universidad de Harvard, William Hanage, que no participó en el trabajo, a Sicence.org: “Los humanos debemos entender que para un virus, diferentes especies de mamíferos pueden parecerse bastante, siempre que sus células tengan los receptores apropiados”.

Esta realización ha hecho que China haya tomado medidas drásticas contra la venta de los animales muestreados en el estudio, pero otros países de la región no lo han hecho.

Los investigadores, dirigidos por el veterinario Su Shuo de la Universidad Agrícola de Nanjing, tomaron muestras de casi 2.000 animales que representan 18 especies diferentes en lugares de China, incluidas granjas peleteras, zoológicos y hábitats naturales. La mayoría eran especies que tradicionalmente se comen como manjares en China, incluidas las civetas, los perros mapaches, los tejones, las ratas de bambú y los puercoespines.