12 de junio de 2024

La verdad de Oaxaca

El periódico de los oaxaqueños

Diamante negro de 555,55 quilates llamada «El Enigma»

Se cree que la rara gema, a la que Sotheby’s ha bautizado como «El Enigma», procede del espacio exterior, ya sea que se haya creado a partir del impacto de un meteoro o de un asteroide «portador de diamantes» que chocó con la Tierra.

Según Sotheby’s, un diamante negro natural con facetas de este tamaño es un «acontecimiento extremadamente raro», y espera que se venda por hasta 5 millones de libras (US$ 6,8 millones) cuando se ponga a subasta en febrero en Londres, después de haber sido expuesto en Dubái y Los Ángeles.

Los diamantes artificiales son la nueva tendencia de los anillos de compromiso

Los diamantes negros, también conocidos como diamantes “carbonado”, pueden datarse entre 2.600 y 3.800 millones de años atrás y tienen trazas de nitrógeno e hidrógeno, elementos que se encuentran en el espacio interestelar. También contienen osbornita, un mineral presente en los meteoritos.

Nikita Binani, especialista en joyería de Sotheby’s en Londres, calificó el diamante de «auténtico fenómeno natural».

«Su venta representa una oportunidad única de adquirir una de las maravillas cósmicas más raras, de mil millones de años, conocidas por la humanidad».

 

La forma del diamante está inspirada en el símbolo de la palma de Medio Oriente, el Hamsa, un signo de protección, que significa cinco en árabe. El tema del cinco está presente en toda la piedra, según el subastador. Además de sus 555,55 quilates, también cuenta con exactamente 55 facetas, o caras.